Los reese’s cups fit que te salvarán de atracar la nevera

¡Buenas tardes!

Hoy te traigo una receta absolutamente de-li-cio-sa. Como amante de la mantequilla de cacahuete tenía que ingeniármelas para “fit-ear” los reese’s cups. Esos pecaminosos bombones de chocolate con leche, rellenos de mantequilla de cacahuete.

Si eres de esa especie de ser humano que anda por ahí suelto, al que no le gusta ni la coca-cola, ni los helados, ni el chocolate… no estás en el sitio adecuado y te invito a abandonar la casa. Pero, si por el contrario, eres alguien normal, con sentido del gusto, y te pirra lo que a cualquiera, por Dios, no dejes de probar estos reese’s cups fit.

Los macros protagonistas de este dulce son las grasas y la proteína. Así que resulta ideal como snack a media mañana, merienda o postre en las comidas o cenas. Si lo vas a consumir como postre y estás en pérdida de grasa, no añadas a la comida ninguna otra fuente de este macro (las grasas), sino estarás añadiendo un exceso de kcal que te dificultará esa pérdida. Si por el contrario, te importa bien poco ponerte como el quico, adelante, no seré yo quien te haga sentir mal por darte un capricho (aunque a unas semanas de ponerte el bikini no sé yo si es buena cosa).

 

Así que, ahora, después de pegarte la chapa, vamos al lío.

 


 

Ingredientes:

  • 1/2 scoop de proteína sabor mantequilla de cacahuete (yo utilizo Sascha Fitness whey protein pero actualmente no está disponible en Amazon. Es opcional)
  • 3 cucharadas de mantequilla de cacahuete (yo utilizo Prozis crunchy peanut butter)
  • 1/3 de taza de aceite de coco derretido
  • 1/3 de taza sirope de maple (yo utilizo Joseph’s sugar free maple syrup)
  • 1/4 de taza de cacao desgrasado sin azúcares añadidos
  • 4-5 papeles de magdalena

Elaboración:

Comienza mezclando en un bol la proteína en polvo con la mantequilla de cacahuete y aparta. Seguidamente, mezcla el aceite de coco, el cacao en polvo y el sirope de maple. Calienta por unos segundos y revuelve bien. Antes de que enfríe y coja cuerpo, vierte una cantidad de este chocolate en los papeles de magdalena (esa será la base de tus reese’s, así que no te pases) y mete en el congelador por 10 minutos. A continuación, añade a la base de chocolate, la primera mezcla (la mantequilla de cacahuete con la proteína), pero únicamente en el centro, sin llegar a las paredes. Y ya por último, vuelve a añadir chocolate. Congela durante 1 hora para que solidifique. Pasada esa hora, retira los papeles de magdalena… ¡y listo! Al no haber aceite de palma (que hace que el chocolate no se dehaga a temperatura ambiente) debes conservar tus cups en el congelador. Con lo buenos que están te aseguro que no se te derretirán antes de comértelos…

Y hasta aquí, el recetón del año. La dieta fitness es menos sacrificada con dulces como estos, palabra de adicta al choco-peanut.

Dicen que un hábito se adquiere en 21 días, pues mueve el culo, haz estos reese’s y póntelo fácil ¿no?

¡Gracias por leerme!

 

 

1 Comment

  • Reply Cómo perder peso rápidamente cuando tienes niños - Con M de Madre 11 junio, 2017 at 10:27 pm

    […] secos, si te notas canina en esta hora clave para mí,por ejemplo/ 1 fit reese cuya receta que acaba de publicar Lis me ha salvado las meriendas/ 1 cupcake de berenjena y cacao como os conté en este post/ tortitas […]

  • Leave a Reply